Los motivos económicos apuntados pueden considerarse válidos a efectos de la aplicación del citado régimen especial.