Férulas

Sin valoraciones

 Férula corta para extremidad posterior

Se usa cuando se precisa inmovilizar el tarso o el metatarso. Esta férula puede colocarse sobre cualquier superficie de la parte distal, pero en la zona lateral es donde suele producir menores lesiones de tejidos blandos.

Se almohadilla con algodón hasta media tibia. Luego se venda con venda ancha dejando los dedos libres o cubiertos preferentemente. Se pone una férula premoldeada o bien se fabrica una a medida con yeso o fibra de vidrio, sobre la superficie escogida (lateral, medial, dorsal o plantar). Esta férula se fija con esparadrapo o venda, y finalmente se cubre todo con venda adhesiva.

 Férula para EP. Hay férulas comerciales a medida que se ponen en ambos lados de la extremidad posterior para mantener la rigidez. Se acolcha la extremidad, se pone la férula y luego se venda por encima.

 

 Férula de Spica

Se utiliza para la inmovilización del hombro y en ocasiones de la cadera, permite la inmovilización temporal o parcial de fracturas a nivel del hombro y del fémur en su porción proximal, y también es utilizada posterior a procedimientos de reducción cerrada de una luxación lateral del hombro. Esto permite un limitado apoyo y ambulación qué provee una moderada estabilidad. Esta última es producida por que el vendaje y la férula empalman al miembro con el tórax para el caso del miembro toráxico. Puede aplicarse en la cadera, pero el vendaje de esta región es muy difícil especialmente en machos y produce una ambulación inapropiada.

La construcción de esta férula es semejante a la del vendaje de Robert Jones, el material empleado para la base rígida de esta férula puede ser de varilla de aluminio, vendas de resina, de fibra de vidrio o de yeso. Las complicaciones son relativamente pocas ya que solo se emplea de manera temporal, sin embargo, se pueden observar abrasiones, ulceras y necrosis de la piel sobre todo en la región axilar o inguinal. Se debe poner especial atención de no originar excesiva compresión de la cavidad torácica y afectar la función respiratoria, especialmente en aquellos animales que presenten trauma toráxico, neumotórax o contusión pulmonar. Si la colocación es adecuada, la extremidad del paciente podrá moverse sin originar dolor.

TÉCNICA DE COLOCACIÓN DE FÉRULA

  • Se mide el sitio a inmovilizar desde la escápula en el miembro toráxico o desde la cadera en el miembro pélvico, hasta la porción distal del mismo con el material a utilizar.
  • La extremidad se almohadilla con 2 o 3 capas de algodón en toda su longitud para proteger la piel o el pelo del adhesivo de los materiales de fibra de vidrio o de yeso.
  • Para la realización del molde, se recomienda la utilización de guantes para humedecer el material a utilizar como férula y evitar el contacto de los adhesivos con la mano del clínico que está realizando la férula. Esta se aplica longitudinalmente en la superficie lateral del miembro a inmovilizar, ejerciendo una ligera presión manual para moldear la férula de acuerdo a la forma de la extremidad, dejándola sobre la misma hasta que endurezca.
  • Endurecida la férula se retira y se cambian las capas de algodón siguiendo el mismo patrón. Se ajusta la férula al cuerpo mediante el uso de una venda. Finalmente, se cubre la férula en su totalidad con una venda autoadherible.

Enlace: https://youtu.be/_yV1mNIHJq4. Colocación férula Spica

 

Férula lateral larga

 Esta férula es más corta que la de Spica, pero se realiza y se fija de forma similar, distalmente desde la axila o desde la zona inguinal. Está indicada en casos de inmovilización de las articulaciones del codo y de la rodilla y para lesiones a tejidos blandos principalmente, ya que es poca efectividad en lesiones óseas. También puede estabilizar fracturas menos graves del radio, de la una, de la tibia y de la fíbula. Este tipo de coaptación puede ser de muy útil con protección frente a las fuerzas flexoras después de la fijación interna o de la estabilización articular.

 

TÉCNICA DE COLOCACIÓN DE LA FÉRULA

  • El miembro se almohadilla con 2 o 3 capas de algodón ligeramente arriba de la rodilla, para proteger la piel del adhesivo del material de fibra de vidrio.
  • Se colocan tiras precortadas de fibra de vidrio que abarquen la longitud total del miembro a inmovilizar tanto proximal como distalmente con un grosor de 3 a 6 capas, depende del tamaño del animal y de la rigidez que se requiera.
  • Se pegan las tiras al superponerlas con el fin de formar una sola tira, y se moldean con la mano para adaptarlas a la extremidad.
  • Se coloca un estribo con tela adhesiva que ayudara a mantener el material que se utilice.
  • Se coloca el molde y se venda en dirección distal al proximal para adaptarlas al miembro.
  • Finalmente, se cubre la férula con tela autoadherible o con la tela adhesiva para impermeabilizar

 

ENLACE: https://youtu.be/fGow-H0QB4U. Video férula lateral larga

 

Férula tipo SCHROEDER-THOMAS

La férula de Schroeder, comúnmente llamada de Thomas, es una férula denominada de marcha, diseñada con un anillo que rodea la unión de la extremidad torácica o pelviana con el tronco y unas varillas que salen desde la axila o desde la ingle hasta la base del pie.

Este tipo de versátil férula se ha utilizado ampliamente para inmovilizar fracturas, últimamente ha sido sustituida por las férulas moldeables, pero a pesar de ello sigue siendo útil para los profesionales que tengan práctica en esta técnica, además de ser económica.

Está indicada en casos de inmovilización del codo, de la rodilla, del carpo, del tarso, del radio, de la ulna, de la tibia, y de la fíbula. Este quizá sea el sistema más eficaz para la inmovilización de la articulación de la rodilla en un ángulo funcional y para permitir apoyo activo, lo cual se consigue colocando todas las articulaciones en ángulos funcionales en estática. Este dispositivo puede proporcionar una fijación precisa y continua de los fragmentos óseos contrarrestando las fuerzas musculares.

Está contraindicado en el caso de fracturas del fémur o del humero, ya que no inmoviliza adecuadamente la cadera ni el hombro.

 También está contraindicado en pacientes menores de 1 año de edad ya que altera el desarrollo de las articulaciones, favoreciendo la rigidez articular y la contractura muscular.

Un problema muy común es la producción de las lesiones cutáneas en lasregiones inguinal, axilar, y podal. Cuando se ejerce demasiada presión en la zona inguinal, se pueden producir lesiones neurológicas como la neuropraxia del nervio ciático.

 

TÉCNICA DE COLOCACIÓN DE FÉRULA

  • Se mide el diámetro del muslo o del hombro.
  • Se dobla la barra de aluminio formando un círculo y medio.
  • La mitad inferior del anillo se dobla en un ángulo de 45° para acomodarla en el grosor del muslo y así evitar la presión vascular femoral o axilar.
  • Se añade algodón seguido de gasa, cinta y venda para acojinar el anillo.
  • Con el entablillado sujeto firmemente a la región inguinal, la barra caudal se dobla primero para aproximar la longitud del miembro a la extremidad en un ángulo de apoyo normal del miembro a la extremidad en un ángulo de apoyo normal del miembro, y los dedos se flexionan para estimular el apoyo.
  • La barra craneal se dobla para aproximarse al ángulo normal de la extremidad con los dedos flexionados para estimular el apoyo.
  • Los extremos dístales de las barras se cubren con cinta para asegurarlas juntas.
  • La barra se presiona firmemente a la región inguinal y los dedos se sujetan con cinta adhesiva.

 

Si el perro llegara a pesar más de 9 Kg., se coloca una segunda barra en la porción distal denominada “de paseo” para reforzar la base de la férula, y finalmente se fijan ambas a la barra craneal con una capa de gasa y cinta.

Fig. Férula de SCHROEDER-THOMAS en ave

ENLACE:  https://youtu.be/4h516fZ2bvY

Video férula THOMAS

 

4. Administración de medicamentos

La industria farmacéutica, además de desarrollar y producir especialidades farmacéuticas para uso humano, también se ocupa de producir especialidades farmacéuticas de uso animal, que cubran las necesidades sanitarias de los animales.

En los últimos años, la industria farmacéutica ha mostrado un interés creciente por los medicamentos de uso animal, consecuencia de la necesidad de disponer de medios terapéuticos a la altura de los niveles actuales de desarrollo científico y técnico, para tratar de forma eficaz cualquier problema sanitario de los animales. Obviamente, como no podía ser de otra manera, unido a este interés creciente por los medicamentos de uso animal, también se ha producido el desarrollo de nuevas formas farmacéuticas que facilitan la administración de estos medicamentos a los animales, y por ello se ha creído interesante la publicación de este artículo.

 

En relación con este incremento del uso de especialidades farmacéuticas en animales, sobre todo en los de compañía y de producción, es necesario tener muy en cuenta los riesgos asociados a su administración y manipulación, así como las consecuencias en el terreno de la seguridad alimentaria. También es importante el impacto ambiental que todo esto puede producir al ser eliminado por los animales. Por todo ello, es preciso que las autoridades sanitarias controlen de forma rigurosa la producción y el manejo de los medicamentos de uso animal.

Los medicamentos veterinarios no pueden ser puestos en el mercado antes de obtener su autorización de comercialización correspondiente, una vez que la Autoridad competente de Registro certifique que el producto cumple con los estándares científico técnicos requeridos por la normativa para demostrar su calidad, seguridad y eficacia.

 

Ellistado de medicamentos veterinarios registrados en España está disponible en la página web de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios.

Enlace: https://www.aemps.gob.es/medicamentos-veterinarios/

Formas farmacéuticas y vías de administración

 Formas farmacéuticas de uso en animales

  • Administración oral

Formas de administración individualizada:

  • Formas líquidas y semisólidas: soluciones, suspensiones, emulsiones, pastas y geles.
  • Formas sólidas: polvos, gránulos, pellets, cápsulas, comprimidos y bolos.

Formas de administración a gruposde animales:

  • Soluciones concentradas y polvospara incorporar al agua debebida.
  • Premezclas medicamentosas.
  • Bloques para lamer

 

  • Uso tópico y administración transdérmica
  • Soluciones, suspensiones yemulsiones para unción dorsal(pour-on y spot-on).
  • Bolsas de polvo, collaresy crotales.
  • Soluciones, suspensiones yemulsiones para lavado depezones.
  • Sistemas transdérmicos: parches.

 

  • Administración intravaginal

Comprimidos intravaginales,supositorios y sistemas intravaginales de liberacióncontrolada.

 

  • Administración ocular
  • Colirios y pomadas oftálmicas.
  • Incorporación de un fármaco auna dispersión de un polímerohidrofílico.
  • Utilización de insertos sólidos osemisólidos. Insertoserosionables. Insertos insolubles.

 

  • Administración intramamaria

Infusión con formas líquidas osemisólidas

 

  • Administración parenteral

Vías intravenosa, intramuscular ysubcutánea:

  • Formas líquidas.
  • Formas parenterales de liberacióncontrolada (formas depot):
  • Formas líquidas: disoluciones noacuosas, suspensiones acuosas yoleosas, y dispersiones demicropartículas y nanopartículas.
  • Formas sólidas: implantes.

 

Los medicamentos deben ser administrados por una vía determinada para que ejerzan su acción

 

Vías de administración

Vía enteral: El aparato digestivo es la vía de administración más utilizada, para lograr un efecto local como sistémico. Las presentaciones farmacéuticas pueden ser polvos, tabletas, bolos, capsulas, suspensiones, emulsiones, soluciones, tinturas, extractos, jarabes y supositorios.

 

  • Vía oral: La forma más fácil y más deseable de administrar medicamentos es por la boca. Normalmente los clientes son capaces de ingerir medicamentos orales.
  • Vía Sublingual: Se permite que una tableta se disuelva por completo en la cavidad oral. En veterinaria casi no se utiliza, aunque se puede colocar la tableta entre la encía y el carillo. No se considera de absorción, si no como sitio de depósito de ciertas pastas (antiparasitarios)

Vía parenteral. Se refiere a la administración de medicamentos por medio de una inyección.

 

  • Vía intravenosa: Administración directamente en vena a través de una aguja o catéter, permitiendo el acceso inmediato al torrente sanguíneo para suministrar líquidos y medicamentos.
  • Vía intramuscular: Inyección de un medicamento en el tejido muscular. Ofrece una absorción más rápida que la vía subcutánea debido a la mayor vascularización del musculo.

 

Técnicas de Inyección

El término parenteral hace referencia a una vía de administraciónde losfármacos en la que es necesario atravesaruna o más capas de piel con una inyección. El propósitodel procedimiento es suministrar una sustancia omedicación.

En general, independientemente de la vía de administraciónque se escoja, deberemos:

  • Preparar material.
  • Preparar la medicación.
  • Preparar y sujetar al paciente

 

Preparación del material necesario para la administración inyectable de los Medicamentos.

Para empezar, necesitaremos tener un antiséptico paradesinfectar la zona a pinchar, jeringuillas, agujas, gasas,guantes y, si la vía es la intravenosa, usaremos tambiénuna peladora, un compresor o torniquete, un catéter yesparadrapo.

El antiséptico recomendado es el alcohol etílico al 70%.

Su eficacia es del 90% si se deja dos minutos, mientrasque si se hace una friega rápida es del 75%. En caso deno disponer de alcohol se puede usar otro antiséptico(povidona yodada o clorhexidina, por ejemplo), aunquesiempre es mejor utilizar un antiséptico incoloro, ya queello nos permite observar con mayor facilidad cualquierposible complicación (eritemas –enrojecimiento de la piel-, sangrado, etc.). La limpieza del sitio de inyeccióncon alcohol favorece además una mejor identificaciónde la vena.

En la inyección intravenosa, la limpieza del sitio de inyección con alcohol favorece una mejor identificación de la vena

 

TIPOS DE AGUJAS MÁS EMPLEADAS

 

Longitud Calibre Color del cono
0.50 x 16 mm 25 G Naranja
0.60 x 25 mm 23 G Azul
21 G Verde
0.90 x 25 mm 20 G Amarilla
1.2 x 40 mm 18 G Rosa

A continuación, seleccionaremos la jeringa y aguja apropiadas. Existen jeringas de diferentes capacidades: 1, 2, 5, 10, 20 y 50 ml. El tamaño de la jeringa que elijamos dependerá del volumen del material a inyectar.

El calibre de la aguja se determina según el tamaño del animal y el volumen del material a ser inyectado. El calibre se refiere al diámetro de la aguja, el cual viene medido en “números G”: a mayor calibre, menor “número G”.

En un perro grande, por ejemplo, una aguja calibre 20 se puede emplear en la mayoría de las venas periféricas y para inyecciones intramuscular y subcutánea. En perros pequeñosy gatos, el calibre más adecuado es el 22 o 25. El calibre seleccionado también depende a veces de lo oleosa o fluida que sea la sustancia a inyectar.

 

Preparación del medicamento inyectable a administrar

 Antes de suministrar cualquier medicación hay que confirmar siempre y asegurarse de que la posología, ruta de administración e intervalo de tiempo son los correctos. El animal debe estar también identificado de forma adecuada para que no haya errores de administración de la medicación de un animal a otro. Siempre se debe anotar el tratamiento en la ficha o historia clínica del paciente.

Se empleará una técnica estéril para acoplar la aguja y la jeringa seleccionadas. Se tomará el frasco de la medicación, se invertirá y se insertará la aguja en el tapón de goma y se extraerá con lentitud la cantidad deseada.

  

Preparación y sujeción del paciente

 El paciente debe ser sujetado según necesidad para lograr una administración segura de la medicación. El asistente o ayudante debe mantener al paciente con el sitio de inyección expuesto y la cabeza alejada de quien aplica la inyección.

  • Inyección subcutánea

Se realiza inyectando el líquido debajo de la piel. Con una mano se toma un pellizco de piel entre el pulgar y los dedos, levantándola para formar un pliegue. Se inserta la aguja en la piel, ventral al pliegue, después de pinchar se retrae el émbolo de la aguja para ver que no haya penetración de sangre y después se inyecta la medicación a velocidad moderada.

 

  • Inyección intradérmica

Esta técnica se emplea básicamente para las intradermorreacciones o la infiltración intradérmica de anestesia para procedimientos menores. Una intradermorreacción o reacción cutánea intradérmica consiste en la aplicación de una sustancia por vía intradérmica buscando una respuesta inmunitaria positiva o negativa, con fines de diagnóstico, tratamiento, pronóstico o los tres. El sitio elegido para la inyección debe ser rasurado para favorecer la visualización de la colocación de la aguja. Con el bisel de la aguja hacia arriba, se coloca la jeringa casi en paralelo a la piel. Con la mano libre, se estira la piel entre el pulgar e índice. Se inserta la aguja dentro de la piel hasta una profundidad suficiente para cubrir el bisel. Se inyecta la sustancia (en general entre 0,05 a 0,1 ml) y se debe observar o palpar una ampolla de líquido dentro de la piel si se ha aplicado correctamente

 

  • Inyección intramuscular

En los perros para este tipo de inyección se usan a menudo los grupos musculares semimembranoso y semitendinoso situados en la zona del muslo. También se usan los músculos paraespinales lumbares y el músculo cuadriceps y tríceps. En los gatos se suelen usar más los músculos lumbares y tríceps, pero puede usarse cualquier músculo. Cuando se deban usar inyecciones múltiples o frecuentes se debe rotar entre los lados izquierdo y derecho y entre diferentes sitios para evitar problemas y dolor.

Cuando se elige el muslo y se aplica la inyección en el músculo semimembranoso o semitendinoso, hay que sostener los vientres musculares entre el índice y pulgar de una mano. A continuación, se penetra en el músculo por el lateral, dirigiéndose en posición algo caudal para evitar el nervio ciático.

Cuando se aplica la inyección intramuscular en la zona paraespinal lumbar, se penetra en el músculo en la zona mediolumbar, aproximadamente entre 1-2 cm lateralmente a las apófisis espinosas.

Cuando se aplica la inyección en el cuadriceps de la extremidad posterior o en el tríceps de la anterior, se sujetan los paquetes musculares, independizándolos entre los dedos. En el caso de la extremidad posterior para poner una inyección en el cuadriceps se penetra el músculo en un ángulo perpendicular al fémur y en el caso de la extremidad anterior, en un ángulo perpendicular al húmero. En cualquiera de los casos, después de pinchar, se retrae el émbolo de la aguja para ver que no haya penetración de sangre y después se inyecta la medicación a velocidad moderada.

  • Inyección intravenosa

Las venas cefálica y safena son las de mayor utilización en los animales de compañía para la inyección endovenosa. La vena yugular se usa frecuentemente en cachorros y gatos, pero se puede usar en cualquier animal si es necesario.

Para realizar la venipuntura cefálica se coloca al paciente en decúbito esternal. Con una mano una persona sujeta la cabeza agarrando el hocico y lo aleja del miembro que se va a utilizar. Con la otra mano se toma y estabiliza el codo desde el lateral, comprimiendo la vena para su mejor visualización o poniendo un compresor. La persona que va a realizar la venopunción estabiliza la pata y la piel sobre la vena con una mano e inserta la aguja de la inyección con la otra. Para realizar la venopunción en la vena safena se coloca al animal en decúbito lateral con los miembros hacia la persona que va a poner la inyección. El lomo queda hacia el ayudante que sujeta los miembros anteriores con la mano, sujetando los carpos mientras se estabiliza el cuello con el antebrazo de la misma mano. El ayudante que sujeta al animal asirá el miembro posterior a nivel de la rodilla para estabilizar la pata y distender la vena para la inyección.

En ambos casos, se inserta la aguja en la vena con un ángulo de 20-30 º con la piel. Se avanza un poco en la vena, entre 0,5 – 1 cm según el tamaño del animal, para asegurar la estabilidad. Se controla que estamos dentro de la vena mediante el aspirado de sangre, una vez que hemos comprobado que se rellena de sangre, el asistente debe liberar la presión que mantiene sobre la vena. Se estabiliza la jeringa manteniendo el cono de la aguja entre el pulgar y el índice, con los dedos rodeando el miembro o aplicando encima el pulgar y se inyecta la medicación a una velocidad moderada. Si se observa una zona abultada o de tumefacción en el sitio de la inyección, significa que ha habido una extravasación del líquido fuera de la vena. Después de aplicar la medicación y retirar la aguja, se aplica presión con una gasa o algodón sobre el punto de inyección para evitar el sangrado.

Fig. Inyección Intravenosa

  

Consideraciones generales para inyectar

 Vamos a explicar cómo inyectar a un perro de manera subcutánea o intramuscular, para lo que debemos tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • Tener claro con qué tipo de inyección debe administrarse el fármaco, ya que no es lo mismo subcutáneo que intramuscular.
  • Asegurarnos de que podremos mantener quieto al perro. Si tenemos dudas le pediremos a alguien que nos ayude. Debemos tener en cuenta que el pinchazo puede resultarle doloroso.
  • Solo utilizaremos las jeringas y las agujas que nos haya facilitado el veterinario pues, como hemos dicho, hay diferentes formatos y no se usan indistintamente.
  • Una vez que carguemos la jeringuilla con el medicamento debemos dirigir la aguja hacia arriba y apretar el émbolo para eliminar el aire que pudiese haber en la propia jeringa o en la aguja.
  • Desinfectaremos el lugar de inyección.
  • Una vez que pinchemos, antes de inyectar el líquido, tiraremos ligeramente del émbolo para comprobar que no sale sangre, lo que nos indicaría que hemos pinchado una vena o arteria. Si sale debemos retirar la aguja y volver a pinchar.
  • Al terminar frotaremos la zona durante unos segundos para que se extienda el fármaco.

 

Enlace https://youtu.be/bqypNNjYztQ

Administrar inyecciones. Video

Compártelo en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

Valore este curso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumimos que estás de acuerdo. VER