Aplicación del límite de 180.000 euros contemplado en el artículo 7.e) de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las personas Físicas.